abrir tienda online

El auge del comercio electrónico ha sido tan progresivo que casi sin darnos cuenta compramos muchísimas cosas por Internet… ¡hace sólo unos años parecía impensable!

Así que no es de extrañar que el volumen de negocio que mueve el e-commerce crece año a año alcanzando cifras espectaculares. En 2018 generó más de 35.000 millones de euros en España, un 20% del consumo en España ya es online y sigue subiendo cada año más rápido. Y en días como el black friday el volumen de ventas es realmente incredible.

Y no todo es Amazon en Internet, hay miles de pequeñas tiendas online que también se ganan muy bien la vida vendiendo productos de todo tipo.

Llegados a este punto la pregunta es: ¿Todavía no tienes tu tienda online?

Si has respondido que no, te animo a leer hasta el final para conocer los motivos por los que podrías montar tu propia tienda online.

Conoce las 5 mejores razones para abrir tu tienda online

La verdad es que más que 5 te podríamos contar decenas de razones para lanzar tu negocio de venta online, pero como nos gusta hacerlo fácil y simple te vamos a contar 5 de las razones más importantes.

1. Si tienes un negocio físico tienes que abrir su versión online para no quedarte atrás

Esta primera razón más que una razón es casi una obligación. Por desgracia el pequeño comercio está sufriendo mucho por culpa de las posibilidades de Internet. Así que en vez de intentar luchar contra algo inevitable lo mejor que puedes hacer es entrar en el mundo online cuanto antes, si esperas demasiado quizá llegues tarde.

Ya pasó la época del riesgo de los más aventureros, el sector ya está más que consolidado, en crecimiento constante y es mucho más sencillo que puedas entrar ahora de lo que lo era hace unos años.

Además complementar el offline con el online puede dar muy buenos resultados, mejores incluso que tiendas puramente online.

2. Abrir una tienda online nunca había sido tan fácil

Crear una tienda online está al alcance de cualquier persona aunque no tenga conocimientos técnicos. Así que empresas como Wix te lo ponen muy muy fácil para hacer tu diseño web profesional.

Con tantas opciones al alcance de un click contar con un diseño bonito y fácil de usar es fundamental para el éxito de tu negocio. Por suerte ya no tienes que gastarte miles de euros en un diseñador web y lo puedes hacer tu mismo con Wix por ejemplo.

Así es mucho más fácil que puedas empezar progresivamente y hacer crecer tu tienda a medida que dominas las herramientas y conoces a tus clientes.

3. Múltiples opciones de marketing online para llegar a tus clientes

Tener tu web está genial pero… ¿cómo llegarán mis clientes?

Las opciones de marketing online son muchas y totalmente adaptables a tu negocio: SEO, Publicidad, E-mail marketing, Redes sociales, Influencers, Branding…

Lo bueno es que plataformas como Wix ya disponen de herramientas potentes y fáciles de usar para temas como SEO y campañas de e-mail marketing, así que una cosa menos de la que preocuparte.

Y siempre tienes la opción de contratar a profesionales para darle un plus de visibilidad a tu negocio si fuera necesario.

4. ¿Qué podría vender? Puedes vender lo que se te ocurra

Internet ha puesto a disposición de cualquier persona cualquier tipo de producto que se te ocurra, y lo mejor es que hay mercado para todos.

Ya no dependes de vender los productos de moda en tu tienda, ni las grandes marcas. Tampoco de vender miles de productos diferentes, puede bastarte sólo uno. Con unas pocas búsquedas en Google te darás cuenta de que casi cualquier cosa que te venga a la mente la venden en alguna tienda online.

Y si entramos en el terreno de la personalización las opciones son infinitas. Date una vuelta por Google para buscar inspiración para tu propia tienda.

5. Vende a cualquier hora, cualquier día, a través de cualquier dispositivo y a cualquier parte del mundo

La llegada de los smartphones lo cambió todo, pasamos de comprar cosas muy específicas a través del ordenador a comprar de forma impulsiva desde tu propio móvil.

En Internet no hay horarios y no hay límites geográficos. Puedes vender sólo en tu país o vender en todo el mundo. Puedes gestionar tú mismo los pedidos a subcontratar y automatizar todos los procesos.

Con posibilidades infinitas el único límite es el que te quieras poner, y desde ahí siempre puedes seguir creciendo.

¿Ya estás preparado para abrir tu tienda online?

Estás son sólo 5 razones para abrir tu tienda online aunque, como te decía al inicio del texto, te podría dar decenas de ellas igual de importantes.

Para mí si ya tienes una tienda física es poco menos que obligatorio y sino puede ser tanto una vía de conseguir ingresos extra como un nuevo camino profesional muy interesante.

Si te ha gustado el artículo compártelo en tus redes sociales:
Si estás pensando en montar tu propia tienda online en Emprenderalia te recomendamos Shopify. Una forma sencilla y económica de emprender.