Networking, el arte de sembrar relaciones

networking

Cuando alguien decide apostar por el mundo empresarial y convertirse en empresario o emprendedor, está dando un paso adelante en un camino difícil, muy arriesgado, pero apasionante, y eso es importante saberlo desde antes de empezar porque habrá que poner toda la carne en el asador para poder sacar el proyecto adelante.

Los emprendedores suelen centrar su enfoque en la ilusión y convencimiento de que su idea es magnífica, que todo va a salir de color de rosa y están completamente seguros que aquello funcionará, y eso es imprescindible creerlo para poder mantener la energía en el día a día, porque la realidad es que surgirán muchas dificultades por el camino y habrá que tener mucha energía de reserva y unos sueños muy claros a la vista para poder mantenerse en el camino y seguir adelante.

Se suelen pensar en los temas técnicos, en los financieros, en las ventas, en… muchas cosas de obligado cumplimiento, pero hay un área que se deja de lado o se afronta de forma muy amateur ya que parece que no tiene demasiada importancia, y aquí vengo yo a decir que eso es un craso error que antes o después se acaba pagando. Me estoy refiriendo al Networking.

Pero ¿Qué es el Networking? ¿Eso de ir a eventos, conocer gente nueva  y repartir tarjetas? Pues casi, ya que Networking es a repartir tarjetas como la aeronáutica a lanzar avioncitos de papel, mas o menos lo mismo.

Networking, según la definición que doy en mis cursos es “el arte de crear, mantener y expandir nuestros círculos de relaciones personales y profesionales”  (y esto lo vengo diciendo desde antes de que existiera la red de los circulitos). Y eso supone un trabajo y una planificación, y por supuesto unos conocimientos.

Para un emprendedor, un buen networking, bien gestionado, puede ser clave entre salvar o no su proyecto, y lo digo completamente convencido. Me voy a explicar.

Todos nosotros conocemos mucha gente, según algún estudio famoso, un profesional normal conoce de media unas 1.500 personas, pero mi pregunta es… ¿y a cuantas de esas las conoces de verdad? ¿a cuántas de esas podrías pedirle prestados 50€? ¿A cuántas se los dejarías tu?¿De cuantas de esas sabes su cumpleaños (sin mirarlo en Facebook), cuántos hijos tiene y como se llaman? ¿De cuantas conoces sus aficiones o hobbies personales? ¿De cuántas de ellas conoces realmente en que podrías ayudarles personal  o profesionalmente? La realidad es que menos del 5%, y esa es una dura realidad.

Uno de los errores principales que se comete es pensar en la cantidad y no en la calidad de esas relaciones, y aunque es muy buen conocer mucha gente y tener el contacto con amplio abanico de personas, es imprescindible poder mantener de vez en cuando al menos un café o una reunión con muchos de ellos  para poder profundizar en lo que hacen, como lo hacen, y sobretodo dos preguntas clave:

  1. ¿En qué podemos ayudarles?
  2. ¿Qué tenemos en común para que podamos desarrollar sinergias?

El error como digo parte de un enfoque habitualmente equivocado, y es algo tan sencillo como que solemos pensar que le podemos vender o como se lo podemos vender, o como puedo hacer para que me presente a fulano para que yo le pueda vender, en vez de pensar en qué puedo aportar valor a esta persona para fortalecer la relación. Dejemos el egoísmo, egocentrismo y egolatrismo y pensemos en los demás.

Ya sé que suena raro lo que digo pero nunca he visto un campo en el que se recoja la cosecha  antes de realizar la siembra, y no sé porque pensamos que en el mundo de los negocios o las empresas tiene que ser diferente. Primero se siembra, se cuida y riega según el tipo de semillas que hayamos plantado, así durante un tiempo, y si lo hemos hecho bien, al cabo de unos meses podremos recoger una cosecha interesante y disfrutar de ella.

Pues si eres emprendedor, empieza desde hoy mismo a cuidar tus relaciones, a profundizar en ellas, a conocerlas bien, a preguntarles en que les puedes ayudar, a tratar de aportarles valor en cada ocasión que hables con ellas (y eso no tiene porque ser siempre de la misma forma), y no estoy hablando de hacerlo a través de las redes sociales digitales sino las personales, las del contacto físico en donde nos damos un apretón de manos, dos besos o un abrazo.

Os deseo muchos éxitos, y sobretodo… no permitáis nunca que nadie os robe vuestros sueños.

Y por último: Practicad Networking, es el deporte más eficaz para vuestros proyectos y vuestras vidas.

Imagen por renjith krishnan

 

Sobre el autor, Antonio Domingo

Antonio Domingo se dedica con pasión a las Redes Sociales y al Networking desde hace 22 años: Conferencias; Formación; Consultoría; Estrategia; Gestión de cuentas; Organización de Eventos 2.0 etc

Fundador del evento EatsAndTwitts, el mayor evento gastronómico de networking de España.

Creador del concepto “Personal Networking”, la evolución del networking tradicional.

Otros enlaces:

https://twitter.com/#!/AntonioDomingo

https://twitter.com/#!/EatsAndTwitts

https://twitter.com/#!/DrinksAndTwitts

Escrito por

En Emprenderalia contamos con multitud de colaboradores de muy diversas disciplinas, que ofrecen su conocimiento y experiencia a todos vosotros. Puedes encontrar más información del autor de este artículo al final del mismo. Si quieres compartir con nosotros algún artículo original relacionado con el mundo emprendedor, te explicamos como colaborar.

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies