Está claro que WordPress es el CMS más popular del mercado desde hace años, y se lo ha ganado a pulso, la verdad. He probado otros gestores de contenidos y ninguno le llega a la suela de los zapatos.

Una de las razones por las que WordPress es el CMS por excelencia es la comunidad de miles y miles de desarrolladores tras la plataforma. Nos mantienen actualizados de forma gratuita, tanto en cuestión de versiones como en los temas, como en plugins, etc. Esto es lo que hace a WordPress GRANDE, el trabajo de muchas personas.

Y es que los cientos de funcionalidades que ofrece WordPress no los verás en ningún otro sitio. Una web o un blog, antes que estéticamente eficiente, debe ser funcional. Por muy bonita que sea y muy buen contenido que tenga, tu web será como un Zara en el desierto si no es funcional. Pero este tema es para otro día.

Uno de los atributos que da una gran funcionalidad a WordPress es la posibilidad de instalar cientos de plugins, tanto gratuitos como Premium (y bien baratos en su mayoría).

¿Pero qué son los plugins?

Los plugins son “programitas” súper fáciles de instalar que añaden eso, funcionalidades a tu web y que trabajan conjuntamente con el resto del programa sin necesitar demasiados recursos. Si por cada funcionalidad extra que necesitamos en nuestra web, tuviésemos que instalar un programa per se, aquello sería un caos y además agotaríamos los recursos de carga de la web. Pero no nos pongamos tan técnicos ni tan trágicos.

¿Cómo se instalan los plugins de WordPress?

Antes de nada, te aconsejo que sepas de antemano qué plugin quieres instalar. Y para eso escribo este post. Si te pones a buscar en WordPress.org, además de que te arriesgas a terminar instalando plugins “non-gratos”, o que no te van a dar la funcionalidad que necesitas, te puedes volver [email protected] De ahí que haya hecho esta lista de plugins recomendadísimos.

En segundo lugar, no empieces a instalar plugins “a granel”, ni cuando termines de leer este post, ni nunca. Aunque son gratis, pueden salirte caros. Me explico. Cuando instalas plugins, estás consumiendo recursos del sistema y tu página tarda más en cargar, se ralentiza. Esto es un punto desfavorable en tu ranking, puesto que Google tiene muy en cuenta éste, entre muchos otros factores: el tiempo de carga de tu página.

¿Por qué? ¿Qué más le da a Google lo que mi web tarde en cargar?, oigo por ahí.

Pues mucho. Resulta que, supuestamente, Google trabaja para los usuarios del buscador, no para nosotros los dueños y administradores de las webs. El objetivo de Google es ser el número 1 y lo consigue proporcionando a sus “clientes”, la mejor experiencia de usuario posible. Un factor importante en esa experiencia es cuánto tiempo tiene que estar la persona esperando a que tu página cargue. Si Google ve que tarda más que otras, la bajará de ranking, es decir, afectará a tu posicionamiento. La experiencia del usuario y usabilidad web vienen determinadas por factores concretos, pero no puedo extenderme sobre ello aquí.

Añadir también que has de tener especial cuidado al instalar tus plugins. Pueden crear conflictos entre ellos. Vamos, que no se llevan bien y no hay espacio en tu blog para ambos. Puede que tu blog funcione a la perfección, instalas un plugin que a casi todo el mundo le funciona, y plof, a ti deja de funcionarte la web. A mí me ha pasado. En ese caso, tendrás que hacer de árbitro y resolver el conflicto. Eliminar, bien el plugin que acabas de instalar, bien averiguar cuál es el petardo al que éste último no le gusta.

Artículo relacionado:  ¡Feliz 2012!

¿Y subir los plugins?

Subir los plugins e instalarlos es pan comido. Algunos, después, resultan algo engorrosos para configurar y, si no estás muy [email protected] de cómo hacerlo, te recomiendo que consultes a los expertos. De lo contrario, puedes terminar echando por tierra tu trabajo con solo un mal movimiento.

En el panel de control o escritorio de WordPress, dirígete a Plugins>añadir. Busca el plugin que quieres instalar (ve como los burros, sin mirar los atractivos plugins que se muestran) y una vez encontrado, da la orden: Instalar. Después lo activas, y ya está. Muy fácil.

A continuación hago una relación de los plugins más necesarios para cualquier blog de WordPress (en general). Esto no quiere decir que los tengas que instalar todos. Yo solo considero dos indispensables, y esta es mi opinión particular, habrá otros expertos que crean imprescindibles otros. Para mí, los más necesarios son AKISMET y WordPress SEO by Yoast. Los que te indico tras estos, también me parecen súper importantes. De hecho yo los tengo instalados, si no en un blog, en otro, pero quizá tú en tu caso particular no los necesites, sobre todo si tu blog es bastante nuevo.

Si tienes cualquier duda al respecto, estaré encantada de atender tu consulta. ¿Vamos pues?

Mis dos plugins súper-mega-híper importantes

WordPress SEO by Yoast

Como sabes, la finalidad del SEO es hacer tu web o blog más visible, sin tener que pagar anuncios y esas cosas. El mundo del SEO es harto complicado y la mayoría de los que gestionan su propio blog no se preocupan de posicionarlo, y es que este es un trabajo aparte del de simplemente gestionar, promocionar y escribir en él, que necesita una inversión de casi otras 40 horas semanales.

Utilizando este plugin, no es que vayas a posicionar tu web, ni mucho menos, pero sí te ayudará a, por lo menos, no ir en contra de las normas básicas de posicionamiento que establece Google. Es decir, es una guía, principalmente. Pero muy buena. Además, usando WordPress SEO by Yoast y siguiendo sus recomendaciones a la hora de escribir tus posts y páginas, irás aprendiendo, sin darte cuenta, cosillas sobre posicionamiento.

El plugin consta de varias partes que deberás configurar, pero la principal herramienta que contiene es su análisis del post o página. En este análisis, el plugin

  • Te indicará pasos a seguir para mejorar tu posicionamiento.
  • Te ayudará con tus palabras clave, después de que le des alguna pista.
  • Te ayudará a no sobrepasar el número de palabras que permite Google en tus meta-descripciones.
  • Te avisará de los lugares donde NO has puesto tu palabra clave indicada para que puedas corregirlo y
  • te avisará de elementos tanto erróneos, como mejorables, como perfectos, dentro del contenido.

¿Qué te parece? Está bastante bien, para ser un “simple” plugin. Por todo lo que indico arriba es por lo que digo que, sin darte cuenta, aprenderás factores que juegan un papel esencial en tu posicionamiento orgánico. Quién sabe, igual te animas y te apetece a raíz de ello empezar a investigar un poco sobre cómo puedes mejorar tu blog en cuestiones de SEO. Ahora, si te da por ahí, prepárate. Hay demasiada información en la web y puede llegar a ser muy confusa, demasiado avanzada etc. Ahí lo dejo.

Además de lo que te he contado, el plugin de SEO by Yoast tiene otras muchas funciones, entre las que yo personalmente destaco que te puedes ahorrar otros plugins, como el de XML Sitemaps, o que puedes configurar numerosos parámetros que, de otra forma, tendrías que hacer manualmente sin una guía. Bastante crudo para el inexperto.

Artículo relacionado:  ¿Es necesario un software de gestión empresarial para un emprendedor?

Akismet

Antes de contarte para qué sirve este plugin, para mí importantísimo, igual que para miles de personas con bastante tráfico en sus webs, quiero explicar algo, por si no conoces el tema del SPAM en los comentarios de tu blog.

No voy a extenderme mucho al respecto así que si quieres más información sobre los comentarios SPAM en tu blog, para qué los ponen y cómo evitarlos, puedes consultarlo en ese post.

Los comentarios SPAM son comentarios que algunos personajes no muy elegantes dejan en tu blog como estrategia de linkbuilding a través de backlinks, una parte importantísima en tu SEO off-page, simplemente con el objetivo de adquirir un enlace entrante a su web, desde la tuya. Suelen ser comentarios que no están relacionados ni por asomo con lo que has escrito ni con la temática de tu blog, o que simplemente dicen: “Ah, qué buen post, [email protected]. Aunque no te lo creas, la mayoría de las personas que se hacen sus propios blogs desconocen esto y permiten los comentarios e incluso ¡les contestan! Sí, sí. Aunque estén en chino. Lo veo docenas de veces a diario.

Bueno, pues el hecho de permitir esos comentarios “espamosos”, también influye en tu ranking, es decir, la relevancia que te asigna Google, para decirlo pronto.

Akismet es un plugin que hace de firewall entre ellos y tu web y es capaz de detener un 99% de “los malos”. O sea, te ahorra un 99% de tiempo en tener que revisarlos y rechazarlos y mandarlos a la basura. ¿No es genial?

Si tu blog no tiene demasiado tráfico es probable que recibas pocos comentarios espamosos, pero créeme, en cuanto tengas un tráfico más alto, proliferarán como una plaga de mosquitos. Así que te recomiendo que, si pretendes aumentar tu tráfico, instales Akismet lo antes posible (tendrás que hacerlo desde WordPress.com para obtener el código y andar avispado para no tener que pagar. Si tienes cualquier dificultad, dímelo y yo te lo hago, sin coste).

Otros plugins súper-mega-híper importantes nivel 2

Es altamente recomendable instalar en tu blog, al menos:

  • 1 plugin de seguridad
  • 1 plugin de cache
  • 1 plugin de backup
  • 1 plugin de formulario de contacto
  • 1 plugin social

Los plugins de seguridad, cache y backup son más necesarios cuando empiezas a tener más tráfico. Si de momento no tienes demasiadas visitas, te los puedes ahorrar, por el tema de consumo de recursos que comentaba al principio. De todos modos los voy a explicar, después del de seguridad.

Un plugin de seguridad: Wordfence security

Si no es el mejor, es de los mejores plugins de seguridad que hay. Se trata de un programita que filtra ataques contra tu web, como si fuera un antivirus. Además cuenta también con una funcionalidad extra para el cache, con lo que no tendrías que instalar el plugin de cache.

Un plugin de cache: WP Super cache

Cuando tu web carga en cualquier dispositivo, tarda un tiempo x. Lo que hace, básicamente, un plugin de cache es quedarse en su memoria con toda esa información que baja al dispositivo para, la próxima vez, tardar menos. En lugar de tener que volver a “conocer” la página de nuevas, la “recuerda”. Tanto el indicado como W3 Total Cache son muy buenas opciones.

Artículo relacionado:  Llega a la raíz del problema con la técnica de los cinco por qué (five whys)

Un plugin de backup: Backwpup

Como ya sabrás, un backup es un respaldo. Si ya llevas tiempo con tu blog, habrás escrito lo indecible y supongo que no querrás perderlo todo en un día fatídico, que puede ocurrir. Los servicios de hosting suelen hacer respaldos, pero no todos los hacen con la misma frecuencia ni con la frecuencia que nos gustaría a los usuarios. Con este plugin puedes realizar respaldos programados, o cuando quieras. Aunque no creo que sea tu caso, si no añades o cambias el contenido de tu web con regularidad, no es necesario. O tampoco al principio de la vida del blog. ¿Qué se considera principio de la vida de un blog? Bueno, eso ya, lo decides tú. J

Un plugin de formulario de contacto: Contact form 7

Hay temas de WordPress que ya traen por defecto formularios de contacto, en cuyo caso no necesitarás instalar uno de estos plugins. Pero lo cierto es que son pocos. Si quieres que tus usuarios, lectores, clientes potenciales, audiencia en general, se pongan en contacto contigo, no cometas el error de poner tu email ahí, zas, en la página de contacto. Hay bots maliciosos que rastrean la web a la caza de emails en texto plano y recibirás más SPAM en esa dirección.

Por cierto, respecto a los formularios de contacto quiero decir que el mencionado es el más popular por su simplicidad y facilidad de uso y configuración. No obstante, hay cientos de formularios igual de efectivos. Esta es la página de WordPress.org>plugins

Un plugin de difución social: Muchos

Estos plugins tienen un inconveniente, y es que algunos de ellos son de esos conflictivos de los que hablaba al principio. Así que, te mencionaré algunos pero ten en cuenta que hay que probarlos y mirar si nos sirven y si lleva a cabo las funciones que deseamos.

Un plugin de difusión social está diseñado con el fin de hacer más fácil para el usuario que divulgue nuestros posts o información. O sea, que se lo pongamos “a huevo”, vamos. Igual que ocurre con el resto de plugins, hay miles y con muy diversas funciones. Y de estos, sí que es complicado decir cuáles son mejores y peores porque depende mucho, no solo de tus necesidades, sino también de tus expectativas y de tus gustos.

Yo he probado bastantes y me quedo con tres:

Cresta Social Share Counter, Digg Digg y Shareaholic.

Bueno, estos son los plugins o tipos de plugins más súper-mega-híper imprescindibles para tu blog. Como es lógico, cada uno de nosotros tiene unos requisitos específicos, otros conocen este mundillo de forma general y quieren saber qué otros plugins son también aconsejables. En mi post Plugins de WordPress que tienes que conocer y otros tienes mucha más información sobre plugins, por ejemplo, de plugins para la optimización de imágenes, para insertar en tu web formularios de suscripción, o algunos adicionales para las redes sociales.

Lo que queda patente es que hay unos más necesarios que otros y también que todo depende de la función que cada uno pretende que cumpla su blog o web.

Cualquier duda, estaré encantada de atenderte.