Gestionar la contabilidad de tu negocio

La gestión de la contabilidad suele ser el archienemigo del emprendedor de perfil no empresarial. Conozco emprendedores que odian las cuentas y hasta se ponen nerviosos cuando hablas de dinero.

Vamos a ser lógicos por un momento. Si somos emprendedores… ¿no deberíamos entender un mínimo de números? Más que nada porque creamos negocios para ganar dinero y vivir de ello, sino serían hobbys.

El terror de la contabilidad

Existen muchas creencias negativas sobre el dinero. Sobre todo encuentro emprendedores de ramas artísticas, desarrollo personal, salud… que tienen muchos problemas con su relación con el dinero.

Y muchos emprendedores que conozco todavía tienen miedo a «hacer números» porque creen que es algo muy complicado y que solo saben hacer los contables.

Es posible que así fuera hace unos años. Gracias a Internet, y a la evolución de los programas de contabilidad, todo se ha hecho mucho más fácil para los que no nos hemos formado en la parte más económica del negocio.

No hace falta ser un experto para controlar la contabilidad de forma fácil, sino que con un buen software y una buena atención al cliente, casi cualquiera puede empezar a llevar la contabilidad de su negocio.

Por qué necesitas gestionar la contabilidad

Y llegado a este punto quizá te preguntes por qué tienes que llevar tú la contabilidad si lo pueden hacer otros. Así que te voy a sugerir algunas razones importantes:

1. Entenderás mucho mejor cómo funciona tu negocio

Si no estás en contacto con los números es muy difícil que conozcas bien tu negocio. Los número ofrecen información clave para el éxito y conocer los detalles te ayudará a tomar mejores decisiones.

Además es posible que cambie tu relación con algunas áreas de tu negocio como el marketing y las ventas cuando entiendas mejor cómo se relaciona todo.

2. Te ahorrarás dinero

No por ser la razón más evidente dejar de ser importante. Los emprendedores no solemos ir sobrados de dinero así que las alternativas menos costosas merecen ser valoradas.

Si te dedicas a gestionar la contabilidad el ahorro puede ser considerable a medio plazo.

3. Podrás analizar las métricas clave de tu negocio

Las métricas son los indicadores que te informan del estado de tu negocio. Por ejemplo, si no sabes información como: lo que te cuesta adquirir cada cliente, los ingresos medios por clientes… no sabrás cuánto puedes gastar en publicidad para conseguir ser rentable.

Cuando gestionas la contabilidad es mucho más fácil obtener este tipo de información para aumentar tus opciones de éxito.

4. Estarás al día del estado de tu empresa

Si alguien gestiona la contabilidad por ti puede ser que solo tengas información del estado de tu empresa con la presentación trimestral de impuestos. Esto genera una incertidumbre innecesaria y luego llegan sustos en los pagos de impuestos cuando no contabas que el IVA iba ser tan elevado por ejemplo.

Yo siempre recomiendo que, de alguna forma u otra, estés en contacto con la contabilidad de tu negocio para entender mucho mejor como funciona. Para mí es una de las claves del éxito.

Puede que sea gestionando la contabilidad directamente o participando más en su elaboración. Lo importante al final es que conozcas bien la parte económica de tu negocio.

Si te ha gustado el artículo compártelo en tus redes sociales:
Si estás pensando en montar tu propia tienda online en Emprenderalia te recomendamos Shopify. Una forma sencilla y económica de emprender.