¿Cómo gestionar múltiples proyectos sin morir en el intento?

Acabo de lanzar un nuevo proyecto: Grinti.eu es una tienda online especializada en té verde ecológico de Japón. Antes de eso publiqué un nuevo curso de Felicidad, sigo escribiendo regularmente para diferentes páginas y realizo coaching con personas seleccionadas. También tengo un sinfín de objetivos personales: vivir 21 días sin quejarme, leer un libro por semana, el reto de las 100 postales… y sin embargo, cuando miro mi mi lista de tareas siento que es un  completo desastre (aunque no lo diré… por lo de los 21 días sin quejas).

Acepta que eres malabarista

Si eres emprendedora, acabarás teniendo múltiples proyectos. Por lo mucho que priorices, será imposible reducir tus actividades a una sola cosa. No porque no quieras, sino porque ahora tu eres toda la empresa: estrategia, marketing, logística, atención al cliente, todo tuyo. Y por tener que controlarlo todo, abundarán nuevas ideas de otros negocios que podrías montar. Mientras no se haya inventado una app para desenchufar el cerebro, tus actividades no se delimitarán a espacios concretos de tiempo o lugares.

Visualiza lo que haces

Aunque una lista de tareas y la priorización de los proyectos sí que te ayudarán, contra más visible mejor: a mi me gusta colgar un póster encima de mi mesa de trabajo dónde veo los dos (o tres o cuatro) proyectos más importantes  del momento. Mi cerebro está en paz al saber  que lo tiene todo controlado, mientras me ocupo de tan solo una cosa durante todo el día.

Al mismo tiempo puedes aumentar tu productividad al medir el tiempo que usas para cada tarea y el proyecto al que pertenece. Yo utilizo toggl para registrar las actividades, dividido por proyectos. El gráfico semanal me demuestra en qué proyectos he avanzado y por dónde tengo que centrar mis energías para evitar que se atrase algún que otro proyecto. Por cierto, si tu problema es la distracción de internet, puedes instalar una aplicación que te impida acceder a ciertas páginas durante horarios determinadas (e.g. Leechblock para FirefoxSelfControl para Mac).

Prevé y prepara los embudos

El lanzamiento de un nuevo proyecto suele ser sinónimo de una temporada de estrés adicional. No duermes, no comes y ni tan solo te acuerdas el nombre de tu pareja. Si además tienes que recordar aquel post regular de tu blog tienes la mezcla perfecta para una crisis personal. Con algo de planificación puedes evitar estos embudos, pre-programando algunos resultados, terminando tareas previstas con antelación y preparando tu entorno del periodo excepcional que vivirás. Tanto tú como tus amigos podrán lidiar mejor con el estrés de lanzamiento si sabéis que hay una fecha final después de la cuál estarás disponible nuevamente para una cerveza. O para un té verde en mi caso.

¿Cómo gestionas tú el malabarbismo de emprendedores?

Escrito por

Valentina Thörner es especialista en minimalismo y cambio de hábitos. Se dedica a enseñar a sus lectores y clientes de crear una vida que encaje con sus propios valores - sin tener que divorciarse y mudarse a la India. Además, a través de la plataforma RescueDesk apoya a otras emprendedoras a reclamar su tiempo y volver a dedicares a lo que realmente importa: su negocio.

Si quieres leer más artículos de Valentina Thörner visita su página.

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies